Un banco que ayuda a unas 20.000 personas en la comarca

0
72

Un banco de la comarca ayuda a miles de personas, y sin intereses. Es el Banco de Alimentos del Campo de Gibraltar que, tras la gran recogida que tuvo lugar el pasado fin de semana, trabaja estos días para gestionar toneladas y toneladas de comida -estima que unas 120- que serán entre unas 20.000 personas de la comarca, según la estimación del colectivo.

Los alimentos se amontonan en grandes cajas en la nave industrial que era de Buitrago, situada en La Menacha, de la que no dejan de entrar y salir. Esta nave está pilotada por el octogenario Pepe Serrano, el presidente del banco solidario, que tras veinte años en la brecha sigue trabajando con espíritu solidario.

Esta mañana, una decena de personas, la mayoría de avanzada de edad, seleccionaban, contaban y preparaban toda la comida para su reparto. Un trabajo de hormiga llevado a cabo con buen humor. En las paredes, un folio indicaba los nombres y el municipio o el barrio de los establecimientos y supermercados en los que se han recogido los alimentos. Otros voluntarios guardaban en un camión grandes cajas empaquetadas con leche, legumbres, aceite y otros productos. Otra partida que salía de la nave. Más tarde estaba prevista la llegada de donaciones de un colegio. “Yo lo que quiero es que todo esto quede vacío”, apunta Pepe Serrano.

Según el presidente del banco, se han “necesitados casi 1.300 voluntarios” para gestionar las donaciones recogidas en 34 comercios de todo el Campo de Gibraltar. Dice que espera poder cerrar la campaña con más de 150 toneladas de alimentos con las que, según sus cuentas, podrá ayudar a unas 20.000 personas.

“Estos alimentos solo se lo damos a instituciones: las Cáritas, iglesias de otras confecciones religiosas, asociaciones que nos muestran su necesidad… Son ellos se lo entregan a las familias que lo necesitan”, apunta Pepe Serrano, que garantiza que no se hace discriminación y que el único requisito es necesitar esos alimentos.

Una labor admirable que, por desgracia, sigue siendo muy útil. “Esto siempre va a hacer falta”, se resigna el presidente del Banco de Alimentos del Campo de Gibraltar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here